Mamá 24/7, prueba a la paciencia

Mamá 24/7, prueba a la paciencia

Paula | Publicado en mayo 5, 2015

Como les he contado hace casi un años que nos vinimos a Estados Unidos por estudios de Pancho, y ha sido una experiencia familiar increíble, muy entretenida y muy intensa también.

Aunque los niños van al jardín y algo de tiempo queda para nosotros, el 24/7 ha sido todo un desafío. 24/7 porque solo estamos nosotros, Pancho y yo, para hacernos cargo de todo. De ir a buscar y dejar, de cocinar, dar las comidas, cuidar, bañar, hacer dormir, etc. Es obvio, son las tareas que hacemos nosotros los papás y esa es nuestra pega, lo que en verdad cansa y agota es que acá no tenemos otra opción. No existe la posibilidad de ir un día del fin de semana donde alguien que pueda mirar a los niños un rato mientras dormimos una siesta, o si estoy con ganas de matarlos, no puedo salir a darme una vuelta y decirle a alguien, ¿le das la comida y vuelvo altiro?

Una amiga de acá, que está en las mismas, me dio una buena técnica, me dijo: “cuando no doy más, me encierro un rato en el baño, pesco una toalla, me la pongo en la boca y grito! así me desahogo y se me van las ganas de retar”. Es que ese es el problema del 24/7 que uno a las 8 de la noche no quiere más y ya todo me suena difícil y agotador y me doy cuenta que empiezo a retar a los niños por cualquier cosa, y cuando me pasa eso ahora ya sé que hacer, corro al baño y grito y así no los reto por nada.

Pero el 24/7 tiene una cosa increíble y es que conocemos demasiado a nuestros niños. Durante un año hemos estado 100% para ellos, hemos sido parte de todo, nadie puede decirnos cómo son o que cosa nueva han hecho, porque nosotros somos los que primeros lo notamos y aunque es pesado, agotador, y a veces dan ganas de renunciar (cosa imposible), de todas maneras vale la pena y visto desde lejos, cuando se nos olvide lo pesado que es, espero, sea aún más increíble.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *